PIDEE

Declaración Pública

Con estupor hemos sido testigos del trato recibido por la familia de Camilo Catrillanca, el día que en el juzgado entregaba el veredicto; en especial, el dado a su pequeña hija por efectivos de la PDI.

También nos ha impresionado el informe emitido al Congreso por el Director de la PDI Héctor Espinosa, en el que no logró mostrar evidencias de la razón por la que más de 800 funcionarios armados llegaron a la comunidad de Temucuicui, para encontrar mil matas de marihuana, una uzi, nueve armas menores y dos detenidos; esto teniendo en consideración que hace poco se encontraron 3.602 plantas de marihuana en el sector de la Quebrada de Retamilla, comuna de Zapallar y en febrero del año pasado detuvieron a 3 personas por el cultivo de 3.600 plantas de marihuana; sin el tremendo despliegue que se realizó en Temucuicui.

Tampoco fue capaz de asumir la incapacidad de la institución para detener el narcotráfico en poblaciones de la Región Metropolitana donde todos saben quiénes son y dónde viven.

Llama la atención, además,  que este operativo se haya realizado el mismo día que se dictaba sentencia por el asesinato de Camilo Catrillanca realizado por Carabineros de Chile. Se allanaron las casas de los comuneros con un uso desproporcionado de violencia, se maltrató y se detuvo sin razón a la madre, esposa e hija del joven comunero asesinado, planteando que no acepta que se diga que violaron los derechos de estas mujeres y de la niña, especialmente,  en consideración que las imágenes y los audios son una evidencia de ello.

Lamentablemente, este gobierno mantiene un doble estándar en el conflicto de la Araucanía, donde los terratenientes, que tienen grupos armados sin ninguna sanción, que quieren eliminar al pueblo mapuche para seguir usufructuando de sus tierras, que lanzan panfletos horribles amenazando con cortar los dedos y fusilamiento a los mapuche, demostrando que los agricultores que están en territorio son lo peor de nuestra sociedad.

Reiteramos nuestra solidaridad con el pueblo mapuche; y, sentimos vergüenza e impotencia por el trato que recibe la niñez en nuestro país. Solicitamos desmilitarizar la Araucanía, avanzar en el plurinacionalismo en la nueva constitución que elaboraremos y respetar, por sobre todo, los derechos de la infancia y la adolescencia.

Atentamente,

Equipo Fundación PIDEE

Mariana Cáceres